Terra Ibérica 0

Diferencias entre la pasta normal e integral

Uno de los platos preferidos de mucha gente es la pasta. Y es que es un plato de lo más versátil, rápido y fácil de preparar. Su consumo aporta carbohidratos, regula el metabolismo de grasas y ayuda al ahorro de proteínas.


Sin embargo, no será nuestro aliado si lo que buscamos es bajar de peso. Si queremos llevar una dieta equilibrada podemos optar por consumir pasta en ocasiones puntuales, y por qué no optar por su versión integral. ¿Cuáles son las diferencias entre la pasta normal y la integral? A continuación las más importantes:
 

La pasta normal


La pasta de toda vida está elaborada con harina de trigo, la cual refinan completamente. Esto quiere decir que antes de moler el grano de trigo, a éste se le quita su germen y el salvado, perdiendo fibra y nutrientes en el procedimiento. La pasta normal aporta al cuerpo carbohidratos en forma de azúcar. Lo que provoca que al digerir este tipo de pasta el cuerpo requiera vitaminas y minerales provenientes de otros alimentos para procesarla correctamente.

La pasta integral


Por otro lado, la harina que se utiliza para elaborar la pasta integral sí lleva salvado y su germen. Lo que da como resultado una pasta más rica en fibra y en vitaminas y minerales. Además, tiene poder saciante, ayuda a regular el sistema digestivo evitando el estreñimiento y contiene menos calorías que la pasta normal por lo que es ideal para consumir en caso de llevar una dieta baja en calorías.
 
Tener claras las diferencias entre una pasta y otra es muy importante, ya que dependerá totalmente de nuestras necesidades y del tipo de dieta que se quiera llevar. Para ello simplemente hay tomar en cuenta los dos puntos clave antes mencionados, la pasta normal proporciona al cuerpo carbohidratos en forma de azúcar, mientras que la integral aporta carbohidratos en forma de fibra.
 
Finalmente, si se quiere preparar un buen plato de pasta, ya sea normal o integral, es indispensable ésta sea de calidad. Ya que una buena materia prima será siempre sinónimo de disfrute.